............ ...........

16/9/05

"Nunca llegamos a ricos"


Son las 16:10 y estoy harto de “Zalacaín el aventurero” dejo a Pío Baroja, y me paso a la música. Son las 17:50 joder, ya me cansé de oír a Astor Piazzolla, pues que le den a la música Argentina, me voy a la calle, sí a la calle y de caza. Cojo mi vieja Nikon F3 y cuan cazador monta en su rifle Remington Seven calibre 243 la mira telescópica yo monto en mi vieja Nikon F3 un objetivo de 135mm, si un objetivo de 135mm es bueno para mí para cazar, si para cazar gente.

Camino rumbo al centro de mi ciudad, ¿qué cazare hoy por esas viejas calles? músicos callejeros, camareros, taxistas, limpia cristales, militares con graduación y militares sin graduación, carteros, niños y niñas jugando, sacerdotes con sotana, monjas con habito, marginados drogadictos, o mis favoritos, los que de verdad siento algo por ellos, no son otros que los pedigüeños. Este tipo de gente de las calles siempre me cautivó, me fascinan sus historias, pierdo la noción del tiempo escuchando lo que les deparó la vida, una vez que cogen confianza se abren y cuentan su historia, algunos dicen que son felices siendo así, ¿felices? Joder para la felicidad.

Cruzo la calle “Galiano” rumbo a la calle “Del Sol” y veo a la “Peruana” pidiendo en la puerta de la caja de ahorros, pienso esta ya la tengo, en realidad tengo a casi todos los mendigos que pululan por las calles y iglesias de mi ciudad. La Coneja, la Gitana, Pichi, Avelino y su hermana, el Changa, el Manco, Tucho, Borrachón, y alguno más que no me vienen a la memoria ahora.

Como decía, cruzo la calle “Galiano” y llego a la calle “Del Sol” y a la altura del cruce calle “Del Sol” con calle “De la Tierra” me quedé clavado, eh que ven mis ojos, viene por allí, no me lo puedo creer, mira que hace tiempo que ando tras ella, la vi en muchas ocasiones pero nunca llevaba en el hombro mi vieja Nikon F3, solo hable con ella en una ocasión, y me contó que quería llegar a rica pero que nunca llegaba, su ilusión era tener una casita en el “barrio alto” poder ir al Supermarket en un auto rojo y contar historias a los hijos de papa, “nunca llegamos a ricos”,”nunca llegamos a ricos” esta era su frase favorita. Desenfundé mi vieja Nikon F3 con su objetivo de 135mm tan rápido como Gary Cooper desenfunda su revolver Ranger en muchos de sus duelos Hollywoodienses. Sujete mi vieja Nikon F3 con la mano derecha de forma que el índice quedó cómodamente sobre el disparador y el pulgar en el cuerpo cerca de la palanca de arrastre, a continuación apoyé el peso de mi vieja Nikon F3 en la mano izquierda sujetando el anillo de enfoque con el pulgar y los demás dedos, clavé mi ojo derecho en el visor LCD de cristal liquido a continuación enfoqué, y allí estaba ella. Joder me parece más hermosa que nunca, es ella, es ella, mi princesa, que digo, es la reina de las reinas, no mejor es, la diosa de las diosas, sí la diosa de las diosas de las calles de mi ciudad. Venía hacia mí caminando lentamente, pasito a pasito, con sus inmaculadas zapatillas rojas, su abrigo verde oscuro, su encantador pañuelo en la cabeza, su enorme bolsa, su paraguas y su eterno bastón rojo. Clic clic clic clic clic el disparador de mi vieja Nikon F3, echaba humo como los revólveres del grupo salvaje de Sam Peckinpah, por fin el deseo que anhelaba desde hacía tiempo lo había conseguido, por fin fotografié con mi vieja Nikon F3 a la diosa de las diosas de los pedigüeños de mi ciudad. Vi por el visor LCD de cristal liquido que ya no podía enfocarla más, bajé mi vieja Nikon F3 y la colgué en mi hombro izquierdo y allí estaba parada muy cerca de mí, esbozó una dulce sonrisa, extendió su frágil brazo y sin decir palabra abrió su cálida mano. Yo solo llevaba en los bolsillos cinco monedas de quinientas pesetas y se las puse con delicadeza en su cálida mano, ella bajo la mirada hacia la palma de su mano y suavemente la cerró y me dijo su celebre frase “nunca llegamos a ricos” “nunca llegamos a ricos”.
Continuó su camino pasito a pasito, con sus inmaculadas zapatillas rojas, su abrigo verde oscuro, su encantador pañuelo a la cabeza, su enorme bolso, su paraguas, su eterno bastón rojo y murmurando “nunca llegamos a ricos”, “nunca llegamos a ricos”.

2 Comments:

Blogger alejandrapiam Dijo...

he leido todos los Y estos ¿los has leído?

Como no quiero dejar una nota en cada uno, dejo en esta los rastros de mi lectura
un saludo

23:06  
Blogger pato Dijo...

Yo también me lo pregunto ....porque nunca llegaran a ser ricos ?

04:29  

Publicar un comentario

<< Home